CaixaBank y Afanas se unen para hacer realidad el Centro de Educación Infantil Fernando de Magallanes

En la mañana de hoy ha tenido lugar la firma del documento de financiación que permitirá hacer realidad el proyecto más ambicioso en materia educativa y de conciliación familiar que se ha llevado a cabo en los últimos años en Sanlúcar de Barrameda. El proyecto se financiará al 100% con fondos propios de la entidad (Afanas) gracias a esta operación de crédito a 15 años.

Luis Llerena, Director de Área de Negocio de Caixbank y Antonio Jesús Fernández, presidente de Afanas, han comprobado in situ el desarrollo de una actuación que dará servicio a una zona (Bonanza, Barriada de Andalucía, La Algaida), donde la administración educativa cuenta con tres centros adscritos, dos públicos y uno concertado: CEIP Maestra Caridad Ruiz cuenta con 2,5 líneas, CEIP Maristas 1 línea y CEIP Maestro José Sabio 1 línea. En total 112 alumnos y alumnas de infantil de tres años que cada año se incorporan a la educación obligatoria tras un paso teórico por una guardería que por falta de plazas no da respuesta a todas las familias que no pueden conciliar su vida laboral y sus obligaciones laborales, especialmente las mujeres en esta zona pesquera y agrícola.

Hay que tener en cuenta que en 2015 en la ciudad se produjeron 747 nacimientos.

A estas consideraciones, se une el hecho de que el 3% de los nacidos cada año van a precisar de una atención educativa especial desde sus primeros pasos, es decir que cada año se incorporan al sistema educativo 22 alumn@s con necesidades en distinto grado, alumn@s que necesitan de una atención especializada a la vez de todos los recursos propios de las distintas necesidades especiales. Este centro se convertirá en una escuela infantil única al ofrecer un modelo de educación inclusiva que ofrecerá a tod@s l@s niñ@s por igual las técnicas más avanzadas en logopedia, fisioterapia, piscina y estimulación, todo ello en combinación con las áreas propias de un centro educativo que ya cuenta con la autorización de la Consejería de Educación para el comienzo de la construcción.

Con todos estos datos encima de la mesa, la asociación ha planteado la construcción de un centro de primer ciclo de educación infantil con cabida para 74 niños y niñas de entre 0 y 3 años con y sin discapacidad, dividas en tres módulos de 0-1/1-2 y 2-3 años en la parcela cedida por el Ayuntamiento de Sanlúcar de Barrameda en el barrio de Bonanza.

La experiencia en la prestación del servicio de educación durante más de 40 años ha demostrado que la estimulación a edades tempranas se convierte en una herramienta obligatoria para el desarrollo físico e intelectual de todos los alumnos, tengan o no necesidades especiales. Por ello, la asociación plantea la construcción en la misma parcela de un centro de rehabilitación integral conformado por una piscina terapéutica, que junto con los gabinetes de logopedia, psicología, audición y lenguaje y fisioterapia, puedan completar la oferta educativa de un centro que se plantea abierto a toda la población en general, ya que se pretende que en diferentes horarios, personas mayores con y sin discapacidad puedan utilizar las instalaciones y todos los servicios que se prestarán en él.

Además, el edifico tendrá un tercer uso, ya que las oficinas de la administración general se trasladarán a Bonanza, ampliando así los servicios que la asociación ofrece a sus usuarios y sus familias.

El proyecto ha sido redactado por el arquitecto Manuel Galán Cordero, quien estará acompañado en la dirección facultativa por el aparejador José Manuel Grado de los Reyes. El presupuesto inicial ronda el millón de euros, y dará empleo a muchas empresas de la localidad, ya que es intención de la entidad que en la sub-contratación se prime aquellas empresas de la ciudad.