El Ayuntamiento de Sanlúcar de Barrameda cede una parcela a Afanas en Bonanza para un Centro de Educación Infantil Inclusivo

El alcalde de Sanlúcar, Víctor Mora, firmó ayer un convenio de cesión a Afanas Sanlúcar-Rota-Chipiona-Trebujena de una parcela de 1177 metros cuadrados en Bonanza para la construcción por parte de dicha entidad de un centro de educación infantil inclusivo de primer ciclo y un centro de rehabilitación integral. La parcela está situada en la confluencia de la Avenida de Huelva con calle Astilleros.

En la actualidad, la ciudad cuenta con cuatro centros de primer ciclo de educación infantil que ofrecen un servicio público subvencionado por la administración autonómica. En la zona de influencia del centro de primer ciclo de educación infantil, la administración educativa cuenta con tres centros adscritos, dos públicos y un concertado: CEIP Maestra Caridad Ruiz, CEIP Maestro José Sabio y CEIP Maristas. En total 112 alumnos de infantil de tres años que próximamente podrán acceder a este servicio pionero en Andalucía a pocos metros de su domicilio.

En su presentación Ayuntamiento y Asociación han coincidido en apuntar que esta actuación va a permitir que muchas familias del entorno puedan conciliar su vida laboral y familiar, ampliando la oferta de plazas de guardería concertadas con la Junta de Andalucía en un lugar donde no existe este recurso.

A todo esto hay que unir que en 2015 en la ciudad se produjeron 747 nacimientos de los que el 3% de los nacidos han precisado de una atención educativa especial desde sus primeros pasos, es decir, que cada año se incorporan al sistema educativo 22 alumnos/as con necesidades en distinto grado. Es en este momento cuando estas familias necesitan de un servicio integral, ya que en la actualidad tienen que ir de centro en centro que les impiden conciliar su vida laboral y familiar.

 Con todos estos datos encima de la mesa, la asociación afronta la construcción de un centro de primer ciclo de educación infantil inclusivo, con cabida para 70 niños y niñas de entre 0 y 3 años con y sin discapacidad, divididas en tres módulos de 0-1/1-2 y 2-3 años. Con lo que se da respuesta a las familias de la zona a la vez que los padres y madres de alumnos con discapacidad pueden disponer de un servicio a la altura de sus necesidades y la de sus hijos.

Teniendo en cuenta que esta escuela de infantil dará servicio a niños y niñas con necesidades especiales, la estimulación se convierte en una herramienta obligatoria para su desarrollo. Por ello, la asociación plantea la construcción en la misma parcela de una piscina terapéutica, que junto con los gabinetes de logopedia y fisioterapia, puedan completar la oferta educativa de un centro que se plantea abierto a toda la población en general, ya que se pretende que en diferentes horarios, personas mayores con y sin discapacidad puedan utilizar las instalaciones para mantenimiento físico y rehabilitación integral de enfermedades reumatológicas y neurológicas.

Desde Afanas, se agradece públicamente la apuesta del Ayuntamiento de Sanlúcar en general y de su alcalde, Víctor Mora, en particular, por su implicación para la realización de un proyecto pionero, inclusivo que va  a beneficiar a muchas familias y personas con y sin discapacidad de Sanlúcar y la comarca.

El alcalde agradeció a Afanas el trabajo que viene realizando y subrayó la importancia de contar en la ciudad con un centro de Primer Ciclo de Educación Infantil de Educación Inclusiva, “que va a quedar como un referente en la provincia y en Andalucía”.